Morgan Freeman convierte su rancho de 124 acres en un santuario de abejas

El actor, director de cine y filántropo, Morgan Freeman, ha agregado un nuevo título a su nombre: Apicultor. La celebridad de 81 años decidió convertir su rancho de 124 acres en Misisipi en un santuario de abejas.

La incursión de Freeman en la apicultura comenzó en 2014, donde habló sobre su nuevo pasatiempo con Jimmy Fallon durante The Tonight Show.

Freeman se había dedicado a la apicultura solo un par de semanas antes de aparecer en el programa y habló sobre su experiencia y la necesidad de preservar y salvar a las abejas silvestres para mantener los ambientes saludables. Como parte de su entrevista, Freeman habló un poco sobre la motivación de por qué comenzó la apicultura.

Conoce más: 200 personalidades se unen por el cambio climático

“Hay un esfuerzo concertado para traer de vuelta a las abejas al planeta… No nos damos cuenta de que son la base, creo, del crecimiento del planeta, la vegetación…”

Freeman importó 26 colmenas de abejas de Arkansas a su rancho en Misisipi. Allí trabaja para alimentar a las abejas con azúcar y agua y tiene ayuda para plantar magnolias amigables para las abejas, lavanda, trébol, etc.

Agregó que nunca usa un traje de abeja o un sombrero de abeja y que no lo han picado. Él solo las alimenta y no tiene intención de cosechar miel o arruinar las colmenas.

My boy, JuneBug.

Publicada por Morgan Freeman en Miércoles, 30 de enero de 2019

Situación problemática

La Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA) ha destacado el trastorno de colapso de colonias como la causa principal del declive de las abejas en los últimos cinco años. El continuo declive de las colonias de abejas puede llevar a una serie de problemas ecológicos y agrícolas, ya que las abejas desempeñan el papel de un polinizador clave para las plantas.

El otoño pasado, la Administración del presidente estadounidense Donald Trump levantó las restricciones del uso de pesticidas que matan a las abejas. La prohibición impidió el uso de pesticidas neonicotinoides (neonics), que se han relacionado con la disminución de las poblaciones de abejas silvestres en todo el mundo.

Te sugerimos: Más abejas pueden estar muriendo por el cambio climático

La combinación de estos pesticidas y cultivos transgénicos resistentes a insectos ha llevado a la muerte generalizada de colonias de abejas.

Investigación publicada en la revista Science vincula la disminución de las poblaciones de abejas a una combinación de parásitos, pesticidas y pérdida de hábitat.

Si bien no hay pruebas de que las abejas se extingan pronto, la disminución de las poblaciones de abejas continuará teniendo efectos en la vegetación silvestre y los cultivos agrícolas de todo el mundo.

Este texto apareció originalmente en Forbes, puedes encontrar el original aquí

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies