El antídoto de la pobreza no es el dinero, es la educación

Para salir de la “pobreza”, primero hay que salir de la ignorancia.

El dinero en las manos de quien no sabe usarlo es como un helado en las manos de un niño: desaparece en cuestión de minutos.

“Cada vez que pienses que no puedes hacer algo, alguien más piensa que sí puede”

Muchas personas aspiran a un mejor nivel de vida que les permitan ser “más felices”…aunque primero hay que
educarse. ¿Y qué es educarse? Es desarrollar la capacidad intelectual, moral y afectiva de las personas de acuerdo con
la cultura y las normas de convivencia de la sociedad a la que pertenecen.
Hay mucha gente que tiene títulos, maestrías y doctorados pero que sigue “pobre”. Claro que han ganado muchos
conocimientos, por supuesto tienen modales pero son nancieramente pobres. Usualmente porque nunca han tenido
una relación con el dinero y no saben cómo usarlo: compran cosas que no necesitan y satisfacen necesidades que
muchas veces no tienen. Y me reero a todas esas cosas que hacen nuestra vida un poquito mejor, pero que si no las
compramos no pasa nada…la vida sigue.

“Las personas más ricas del mundo construyen redes. Todas las demás están programadas para buscar empleo”

Hay que tener metas y una estrategia

La forma de pensar de alguien que sabe que hacer con el dinero es cómo usar el dinero para multiplicarlo. Muchas de
las personas nancieramente estables empezaron con un ahorro que transformaron en un negocio. Estas personas
dejaron de pensar en lo que no tenían y comenzaron a enfocarse en lo que querían. Hay que dejar de centrarnos en el
conformismo y en lo que no tenemos.

Hoy más que nunca la pobreza de metas, el conformismo y en algunos casos la mediocridad se han vuelto parte de
nuestra cultura. Están presentes en las bromas, en los memes, en lo que repetimos día con día.

Recuerda, hay algunos consejos valiosos que podrán ayudarte:

1.- Establece una meta. ¿Por qué razón quieres más dinero?
2.-Infórmate y capacítate: Asiste a seminarios sobre lenguaje nanciero. Lee libros, asesorate.
3.-Crece profesionalmente enfrentando los retos que salgan a tu paso
4.-Pon tu dinero en juego: Monta un negocio o adquiere una propiedad
5.-Equivócate: para que puedas aprender y sigas desarrollando.

Si se quiere salir de la pobreza, hay que empezar a actuar con decisión, a trabajar por lo que se quiere y a luchar por lo
que se necesita. Sí, el dinero es necesario pero también lo es un pensamiento y una cultura enfocada al éxito y no al
fracaso. Nadie elige nacer con una situación económica de escasez…Hay tantos casos de personas que cambiaron su
vida con algo muy sencillo: trabajo. Algunos crearon un imperio de la nada y sin recursos: Microsoft, Amazon y AliBaba.
Todas las compañías iniciaron con una idea que pulieron, transformaron y la llevaron a la acción.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies